top of page

Ciberataques más comunes



Un ciberataque es un conjunto de acciones ofensivas contra sistemas de información como bases de datos, redes computacionales, etc. hechas para dañar, alterar o destruir instituciones, personas o empresas. A continuación, os mencionamos algunos de los tipos de ciberataques más comunes.



Malware:

El malware infringe las redes mediante una vulnerabilidad, usualmente cuando un usuario hace clic en un enlace o en un archivo que, luego, instala un software malicioso. Una vez dentro del sistema, el malware puede hacer, entre muchas cosas, lo siguiente:


  • Bloquear el acceso a los componentes clave de la red (ransomware).

  • Instalar malware o software dañino adicional.

  • Obtener información furtivamente mediante la transmisión de datos del disco duro (spyware).

  • Alterar ciertos componentes y hacer que el equipo sea inoperable.

Adware:

Este es un tipo de ataque común en cualquier usuario. Se trata de un malware que entra a un ordenador y coloca publicidad en lugares donde no debería, genera ventanas emergentes, anuncios en páginas corporativas, publicidad en software del ordenador, etc. Estos indicadores son una señal clara de haber sido víctima de este tipo de ataque. A diferencia de un ransomware, este tipo de ataque se puede detectar y eliminar con un antivirus.


Phishing (Suplantación de identidad):

Phishing o suplantación de identidad es la práctica de enviar comunicaciones fraudulentas que parecen provenir de fuentes confiables, habitualmente a través del correo electrónico. El objetivo es robar datos sensibles como información de inicio de sesión o datos bancarios. Al ingresar en la página, el usuario se fía del remitente ya que es una copia exacta de la empresa original a la que se suplanta la identidad. Por esta razón, siempre hay que revisar que la URL contenga “https” y no “http” que es el estándar de seguridad online…, usar gestores de contraseñas y no compartir datos personales en redes abiertas. La suplantación de identidad es una ciberamenaza cada vez más común.


WiFi Hacking:

Un servicio de Internet lento no siempre es culpa de la compañía telefónica, en muchos casos esto se debe a que hay más dispositivos conectados a la red. Cuando esto ocurre y conoces perfectamente que los dispositivos conectados son fiables, y entre estos hay un dispositivo desconocido es que estás siendo víctima de este tipo de ataque, en el que se buscan vulnerabilidades de seguridad en las redes WiFi, especialmente las que cuentan con tecnología WPS.


Existen todos estos peligros en la red y muchos más. Bitdefender Cloud Security, nuestra protección antimalware que utiliza inteligencia artificial avanzada para anticipar, detecta y bloquea instantáneamente incluso las amenazas más recientes antes de que puedan causar problemas.

7 views0 comments

Comments


bottom of page